Cinco ejercicios que te van a cambiar el cuerpo y tu estilo de vida según Harvard

Si querés cambiar tus hábitos de vida no sólo por estética sino por salud, no dejes de leer esta nota.

La propfesora en medicina Min Lee, oriunda de la Universidad de Harvard sostiene que existen cinco actividades que aseguran grandes beneficios para la salud, a corto y largo plazo. Si pensabas que el running estaba entre ellas, nada más alejado de la realidad. 

1. El Taichí

 

 

 

El taichí, tai chi o tai chi chuan es un arte marcial que practican millones de personas en todo el mundo debido a los múltiples beneficios que ofrece, tanto a nivel corporal como mental, por la parte de meditación que incluye. Estos beneficios se hacen evidentes en poco tiempo, pues aunque se trata de un ejercicio que se realiza lentamente y de forma suave, con él se pueden trabajar todos los músculos del cuerpo, y además se tienen en cuenta otros factores como la fuerza, la flexibilidad y el equilibrio. De este modo, el taichí es efectivo en la mejora de la condición física, en el tratamiento de enfermedades circulatorias e incluso a la hora de retrasar el envejecimiento. La particularidad de esta disciplina consiste en combinar de forma armónica los tres fundamentos en los que se sustenta, y que son el movimiento corporal, la concentración mental y la realización de una respiración consciente.

2. Caminar

Caminar 30 minutos diarios con una buena postura del cuerpo, ayuda a fortalecer las piernas, las tonifica y reafirma. Así mismo también ayuda a tonificar los glúteos y los levanta naturalmente. Esta práctica ayuda a quemar grasa abdominal y con esto también favorece la tonificación de esta área del cuerpo, además de la cardiovascular, y a bajar de peso, prevenir la osteoporosis, la demencia, y hasta la depresión.

 

3. Ejercicios de Kegel 

 

 

Los ejercicios de Kegel pueden ayudar a fortalecer los músculos debajo del útero, la vejiga y el intestino (grueso). Son recomendables tanto para  hombres como para mujeres que tengan problemas de escape de orina, o control intestinal.

 

4. Practicar Natación

Retrasa el envejecimiento. (Se considera que el 50% de las pérdidas funcionales asociadas al envejecimiento depende de la escasa utilización de los sistemas corporales. Por eso, la práctica regular de la natación mantiene, funcionalmente, en buen estado a los órganos), mejora la memoria (esto se debe a los ejercicios de respiración que se ponen en práctica al nadar, los cuales oxigenan de mejor manera el cerebro), aumenta la la capacidad pulmonar (ya que ayuda a los pulmones a hacer un uso más eficiente del oxígeno) y aumenta la masa muscular y tonifica (eso es porque la natación es una gran manera de aumentar la fuerza muscular y la tonicidad, especialmente en comparación con otros ejercicios aeróbicos) entre otros muchos beneficios más. 

 

5. Entrenamiento de fuerza

Implica usar peso para crear resitencia contra la gravedad. Puede ser el propio cuerpo, pesas, mancuernas o  bandas elásticas. Además aumenta la fuerza muscular, previene lesiones y activa el metabolismo.

 

Te puede interesar